Posts Tagged ‘eficacia profesional’

El síndrome del impostor

¿Te has sentido alguna vez menos preparada que tus compañeros de trabajo?¿Como si no estuvieras a la altura o no fueras tan inteligente como ellos/as?

O a lo mejor piensas que lo que has conseguido hasta ahora tampoco es para tanto, que no tiene mucho mérito, que cualquiera podría hacerlo mejor que tú. Hasta te planteas cómo te han podido dar el trabajo. ¿Te has sentido alguna vez así? ¿Como si fueras una fracasada, un fraude, y no te merecieras estar donde estás?

Si es así, no te sientas mal porque no eres la única. Aproximadamente un 70% de las personas se ha sentido así en algún momento de su carrera, especialmente al comenzar un trabajo nuevo. Y tú pensando que solo te pasaba a ti, ¿verdad?

Por suerte, esa sensación de no estar lo suficientemente preparada; de que necesitas leer más, ensayar más, y por supuesto evitar cometer errores a toda costa (pondrían en evidencia lo inepta que eres), desaparece a medida que pasa el tiempo y vamos adquiriendo más experiencia.

Sin embargo, hay algunos casos en los que estos sentimientos dan lugar a lo que se conoce como el “síndrome del impostor”. Este término, acuñado en 1978 por las psicólogas Pauline Clance y Suzanne Imes (Psychother. Theor. Res. 15, 241–247; 1978), se define como la incapacidad de aceptar los logros y el éxito. Piensas que no mereces estar donde estás, dudas de tus habilidades y capacidad y eres sumamente perfeccionista.

Este “síndrome” afecta especialmente a mujeres de éxito, mujeres que obtienen siempre excelentes resultados y que, sin embargo, creen que todo es debido a factores externos y ajenos a ellas (a la buena suerte), no a su trabajo o su inteligencia. Todo esto, a la larga, tiene un claro efecto negativo en su carrera, puesto que evitan nuevas oportunidades y desafíos y, con ello, ellas mismas limitan sus logros.

En estos casos, la recuperación conlleva mucho más que simplemente dejar pasar el tiempo y requiere la ayuda de profesionales. Pero volviendo a la mayoría, hay ciertas cosas que podemos tener en cuenta para superar esa sensación de no estar a la altura:

  • Aprende sobre el tema y reconoce que no estás sola, así evitaras sentirte aislada.
  • Habla de ello con gente en la que confíes. Tu pareja, un buen amigo, un mentor o coach que te apoye y te ayude a ver las cosas desde otra perspectiva. Siempre ayuda y es revelador darte cuenta de cómo te perciben otras personas (así es como me entere de que (1) me gusta correr riesgos, y (2) no solo no soy un fracaso por dejar la investigación sino que soy lo suficientemente capaz e inteligente para ser investigadora y coach profesional y tener mi propio negocio). ¿Qué me dices de ti?
  • No rechaces o ignores cumplidos o enhorabuenas. Si alguien te hace un comentario positivo, ¡creételo!
  • Haz una lista de cosas que se te dan bien y de todo lo que has conseguido hasta la fecha y revísala con frecuencia.
  • Sé consciente de tus pensamientos. Si te encuentras pensado que has tenido suerte al conseguir ese aumento, un cliente nuevo o un artículo publicado, recuerda lo duro que has trabajado para ello.
  • Acepta que no tienes que conocer todas las respuestas, y que tienes el mismo derecho que cualquier otra persona a cometer errores, pedir ayuda y tener un mal día. Recuerda, lo contrario de perfecto no es imperfecto, sino real.

Espero que este artículo te ayude a darte cuenta de que no eres un fracaso, ni un fraude y de que no estás sola, ¡ni mucho menos! ¿Qué opinas?

Aida Baida Gil

Marca Propia: Crea tu marca y triunfa

¿Es posible que los profesionales podamos crear una Marca Propia?

Para cualquier profesional en el mercado de trabajo, una identidad fuerte y una posición diferenciada del resto son factores clave para conseguir el éxito en el mundo empresarial. Si eres capaz de crear tu propia marca, puedes convertirla en una ventaja competitiva que conseguirá incluso superar en importancia a tu curriculum, tu experiencia o tus habilidades. La capacidad de manejar las percepciones que los demás tengan de ti, te permite crear una marca única y característica en la mente de tus amigos, colegas, clientes, jefes, familiares, profesionales de tu sector y en general, de todos los que se relacionan contigo.

Empresas y organizaciones a nivel mundial utilizan enormes recursos para construir sus marcas. Saben que una marca conocida da sentido a su trabajo, consigue la lealtad de clientes y empleados y hace aumentar los beneficios.

“Una marca es una huella mental que refleja una personalidad, una promesa y forma de actuar propia”

Para los profesionales individuales, son aplicables los mismos principios; una marca personal puede proporcionarte mejoras profesionales, permitiéndote conseguir un sueldo más alto, obtener mayores beneficios, incrementar tu cuota de mercado o incluso disfrutar de cierto nivel de popularidad.

Tanto si se refiere a un producto, como a una empresa, a una organización o a un profesional, una marca es una huella mental que refleja una personalidad, una promesa y forma de actuar propia. Las marcas son visuales, emocionales, racionales y culturales. Una marca fuerte nace de lo más profundo de la existencia de cada cual y se extiende a todos y cada uno de los elementos de su entorno.

Cuando vemos un Volvo, pensamos en seguridad, cuando compramos en DIA, nos vienen a la cabeza productos baratos y cuando entramos en El Corte Ingles, pensamos en calidad y servicio. Algunas marcas son tan fuertes que los consumidores sustituimos el nombre del producto por el de la marca, como Typex, para los correctores de escritura, Pan BIMBO para el pan de molde o el clásico ejemplo de Kleenex, para los pañuelos de papel. Estas marcas completamente establecidas facilitan enormemente la elección de los productos y aumentan el valor y la satisfacción que experimentamos al comprarlos. Como consumidores, tenemos una imagen mental muy clara de estas empresas o productos. En el caso de las personas podríamos aplicar los mismos principios.

Cuando alguien pronuncia tu nombre ¿Qué piensa la gente? En eso reside la esencia de la Marca Propia. Es ese sello personal que te hace especial, inolvidable, atractivo y que te convierte en alguien apetecible para, por ejemplo, dirigir un proyecto o un equipo.

Las marcas no son solo para las grandes empresas

La creación de una Marca Propia, al igual que las marcas de las grandes compañías, empieza con una estrategia y continúa con la aplicación de tácticas en el día a día.

Los principios universales de la creación de marca son:

- Ten muy claro quien eres.

- Se único, diferente.

- Dirígete a aquellos que quieren lo que tu puedes darles.

- Proporciona experiencias únicas y

- Habla alto y claro, aunque susurres.

Tu Marca Propia es tu identidad personal, tu impronta particular. Consigue que tu estrategia de creación de marca nazca de lo más profundo de ti y sé siempre coherente con tus valores, si no es así, plantéate la posibilidad de dedicarte a otra cosa.

- Empieza definiendo lo que ofreces al mercado, es decir, aquello que promete tu marca. Esto es aplicable a todo el mundo, desde altos ejecutivos a vendedores, desde responsables de atención al cliente a auditores. ¿Eres director de compras? ¿Eres consultor o Taxista?

- Deja bien clara tu promesa de marca. Puede incluir lo que sabes hacer, tus conocimientos, tus competencias, tus experiencias y tus valores.

- Trabaja para establecer que característica de marca te hace distinto. ¿Qué te hace destacar y que te diferencia de tus competidores? Olvídate de tópicos tales como servicio y calidad, esa respuesta es demasiado general.

- Describe la personalidad de tu marca como si se la contases a algún conocido. Debes incluir cualidades, atributos, características y peculiaridades.

Desarrollar una estrategia de marca personal es la parte más difícil de la creación de una Marca Propia.

A medida que vayas contestando estas cuestiones, haz una lista de todo lo que te vaya viniendo a la cabeza, luego pregunta a la gente de tu entorno, clientes, colegas y amigos para que te den su opinión. Agítalo todo, pásalo por un tamiz, dale unas vueltas y escucha cuidadosamente lo que te dice tu cabeza y tu corazón. Por último, haz un esfuerzo por obtener una imagen sencilla y sobria de TI MISMO.

En este primer paso es donde muchos profesionales pueden tirar su marca por la borda en menos que canta un gallo si no se adhieren al plan con pasión y compromiso. Recuerda que las personas sacan sus conclusiones a partir de lo que ven, oyen, leen, experimentan e ¡incluso huelen!

Todos tus puntos de contacto con tu mercado objetivo deberían superar tus estrictos códigos de conducta, pero no intentes ser todo para todos. No te alejes de tu objetivo central.

Pequeño gran nombre

Si te tomas en serio la construcción de una marca propia fuerte, debería empezar por tu propio nombre como profesional. ¿Es fácil de pronunciar? ¿Tiene algún significado que perjudique a tu promesa de marca? Por ejemplo, yo me plantearía modificar el nombre si fuese María Dolores y fuese dentista. Si tu plan de marca incluye conseguir un nivel de celebridad en tu sector o mercado, los mejores son los más cortos.

Lo que se ve es lo que se cree

Lo siguiente que yo recomiendo es revisar tus elementos gráficos y presentaciones. Esto incluye todos y cada uno de los elementos de comunicación que puedas controlar. Si eres un profesional independiente, esto significa tu presencia en Internet, tus tarjetas de visita, membretes, tarjetas de agradecimiento, propuestas, publicidad, felicitaciones de Navidad y cualquier otro tipo de documento de negocios. Si trabajas para una compañía que tiene su propia marca, esto afecta a tus mensajes internos y tus comunicaciones con colegas y clientes. Tu imagen y aspecto personal exterioriza tu marca cada día. Asegúrate de que expresa lo que pretendes.

Consigue que te escuchen incluso cuando hablas en voz baja

Tus mensajes asociados a la comunicación verbal son muy importantes en la creación de una marca. Desde el mensaje que dejas en tu contestador o en tu móvil, hasta el sonido o la música de fondo cuando pones a alguien en espera o la forma de responder al teléfono, todos ellos llevan la huella de tu marca.

Procura que cada experiencia que brindes sea única, ¡Siempre!

Trabajar o hacer negocios contigo debería ser gratificante, divertido, estimulante, inolvidable. Tu entorno, tanto profesional como personalmente debería ser un reflejo de tu marca y reforzar lo que quieres transmitir: tu mensaje. El orden que presenta tu mesa de trabajo, tu despacho o el aspecto de tu coche también dicen mucho de ti. Todos los elementos de tu servicio al cliente y las relaciones con tu mercado refuerzan tu marca.

La palabra escrita es el lenguaje de tu marca

Los documentos que elaboras ¿gritan tu marca a los cuatro vientos? ¿Son consistentes con tu promesa de marca, tu personalidad y tu situación particular?. Si no, es hora de cambiarlos. El contenido y las palabras que elijas son la base de la comunicación de marca. Todo esto es aplicable a emails, propuestas, cartas, presentaciones o actas de reuniones.

La Marca Propia es esencial. Si estás compitiendo con alguien o algo, necesitas una marca. Exactamente igual que los productos en los lineales de los hipermercados, estamos en un entorno atestado, confuso y agresivo. Es una característica de la naturaleza humana relacionarte con la gente que te gusta, en la que confías y con la que puedes identificarte. Conecta con ellos. Ponte de pie. Hazte escuchar. ¡Crea tu marca y ofrece todo lo singular y extraordinario que hay en ti!

Andrés Pérez

Reinterpretar las rutinas que más te cuestan

Muchas veces tendemos a interpretar nuestras obligaciones cotidianas de un modo pesimista, como un sinsentido o una perdida de tiempo. Con el objetivo de aprender a verlas bajo un prisma más positivo, cambia el observador que eres a través de un sencillo ejercicio, tomado del “Diccionario de la Felicidad. De la A a la Z (RBA Integral):

  1. Elige una tarea rutinaria cuya realización despierte en ti sentimientos negativos (hacer las tareas domésticas, ir a la compra, hacer gestiones…)
  2. Descríbela en un papel desde dos perspectivas:
  • Obligación desagradable
  • Experiencia positiva y de la cual vas a obtener beneficios
Observarás que, reinterpretas estas actividades de un modo nuevo y positivo, podrás llevarlas a cabo con mejor humor. En definitiva es una práctica que nos enseña a fortalecer el “músculo del optimismo” y a eliminar todos aquellos pensamientos pesimistas que no limitan y nos provocan estados de insatisfacción.
Tu puedes, sólo es cuestión de intentarlo. Te animo a que lo pruebes!
Read more →

Solución de conflictos y negociación

Dirigido a:

  • Directivos y Mandos Intermedios de cualquier nivel.

Objetivos:

  • Entender la dinámica del conflicto.
  • Ahondar en las causas de la aparición del conflicto.
  • Conocer las vías para resolver la dimensión racional del conflicto.
  • Diagnosticar cuando es necesario negociar.
  • Reconocer los distintos estilos de negociación.
  • Elegir modelos y tácticas de negociación.
  • Diseñar la estrategia y el plan de acción.
  • Detectar el momento de acuerdo ventajoso.

Duración:  8  Horas

Programa:

CONOCER EL PORQUE DEL CONFLICTO EN LA EMPRESA.

  • Identificar el conflicto.
  • Cómo funciona el ser humano ante los conflictos.
  • La percepción de la realidad y la comunicación interpersonal: conflictos personales.

CÓMO PREVENIR LOS CONFLICTOS.

  • Seguimiento del desacuerdo y las quejas.
  • Indicadores de desacuerdo no expresados.

RESOLVER POSITIVAMENTE LOS CONFLICTOS.

EL MARCO DE LA NEGOCIACIÓN

  • ¿Qué es negociar?
  • Habilidades y estilos de negociación
  • Modelos y tácticas de negociación

PREPARACIÓN DE LA NEGOCIACIÓN

  • Establecimiento de objetivos
  • Búsqueda de análisis e información
  • Diseñar la estrategia y plan de acción

INICIO, DESARROLLO Y CIERRE DE LA NEGOCIACIÓN

  • Condiciones para iniciar la negociación
  • Desarrollo de la negociación
  • El momento del acuerdo
  • Tácticas para la fase de cierre
  • El cierre de la negociación

Cómo tomar decisiones con eficacia

Dirigido a:

  • Profesionales que requieran mejorar su capacidad de tomar decisiones en un entorno profesional.

Objetivos:

  • Descubrir e interiorizar hábitos que nos ayuden a tomar decisiones más eficaces y a disminuir los riesgos del posible error.

Duración: 8  Horas

Programa:

LA TOMA DE DECISIONES. ASPECTOS GENERALES.

  • El riesgo y la incertidumbre.
  • La irreversibilidad.
  • Las consecuencias.

LA POSTURA PERSONAL ANTE LA TOMA DE DECISIONES.

  • Valores individuales y valores de empresa.

¿SOBRE QUÉ DECIDIR? LA NATURALEZA DEL PROGRAMA.

  • La formulación del asunto.
  • La matriz de pagos.

EL MANEJO DE LA INFORMACIÓN.

  • ¿Cuánta?
  • ¿Cuál?
  • ¿procedente de dónde? ¿De quién?

LOS INDICADORES QUE DEBEN TENERSE EN CUENTA.

  • El entorno de decisión.

LA METODOLOGÍA DE DECISIÓN.

Hablar en Público

Dirigido a:

  • Profesionales que requieran mejorar su capacidad de hablar y hacer presentaciones en público con éxito.

Objetivos:

  • Saber expresarse ante un auditorio, con la seguridad necesaria, superando las dificultades que se presenten, consiguiendo transmitir con claridad y convicción las ideas expresadas.
  • Perder el miedo escénico para evitar bloqueos a la hora de hablar en público.
  • Conocer las distintas herramientas que permitan mejorar las presentaciones en público.

Duración: 14  Horas

Programa:

IDENTIFICAR SU ESTILO DE COMUNICACIÓN

  • El miedo escénico: ¿Cómo superarlo?
  • Identificar los puntos fuertes y las áreas de mejora en la comunicación.
  • Adecuar la imagen deseada con la imagen percibida por los demás.

MANEJAR LAS HERRAMIENTAS BÁSICAS DE COMUNICACIÓN

  • Descubrir las barreras de la comunicación y aprender a superarlas.
  • Comunicación no verbal: trabajar su voz, sus gestos, su mirada, su respiración.
  • Dominar el espacio.
  • El uso efectivo del feedback

ADAPTAR SU MENSAJE CON ÉXITO

  • ¿Cómo preparar, diseñar y desarrollar una presentación exitosa?
  • ¿Cómo mejorar el modo de expresión?
  • ¿Cómo eliminar las barreras psicológicas?

ESCOGER LAS MEJORES HERRAMIENTAS DE PRESENTACIÓN

  • Conocer los medios audiovisuales.
  • Elegir aquellos que mejor se adaptan al objetivo de la presentación.
  • La puesta en escena: aplicación práctica

Herramientas para Mejorar sus Relaciones Interpersonales

Dirigido a:

  • Profesionales que requieran mejorar su capacidad de relación y deseen conocer e incorporar en su repertorio conductual, técnicas y herramientas que le aporten una mayor seguridad personal.

Objetivos:

  • Crear relaciones de confianza en su entorno personal y profesional.
  • Mejorar su empatía y autoestima, a través de un mejor conocimiento de sí mismo y en la incorporación de conductas de éxito en su repertorio conductual.
  • Limitar las conductas ineficaces en su relación con los demás.

Duración: 14  Horas

Programa:

HERRAMIENTA 1: PNL Y COMUNICACIÓN INTERPERSONAL

  • Descubrir el estilo de comunicación propio y personal.
  • Establecer buenas relaciones con nuestros interlocutores.
  • Utilizar un adecuado comportamiento verbal y no verbal.
  • Utilizar todas sus capacidades cerebrales para tener éxito.
  • Identificar las fuentes de malentendidos.
  • Tomar conciencia de las condiciones de una relación equilibrada para evitar las relaciones conflictivas
  • Detectar y reconocer los “juegos” que pueden instaurarse en una relación.
  • Evitar las trampas: precipitación, perfeccionismo, rechazo de emociones, exceso de amabilidad.
  • Mejorar la empatía en las relaciones personales.
  • Plan personal para mejorar nuestras relaciones.

HERRAMIENTA 2: LA ASERTIVIDAD PARA DESARROLLAR RELACIONES EQUILIBRADAS

  • Identificar la expresión eficaz de los sentimientos.
  • Saber tomar iniciativas eficaces.
  • Encontrar opciones para evitar entrar en un conflicto, o para salir de él.
  • Reaccionar ante comportamientos pasivos, agresivos o manipuladores.
  • Saber transformar un ataque sin salida en una crítica útil.
  • Saber escuchar las críticas utilizándolas como informaciones pertinentes

HERRAMIENTA 3: LA AUTOESTIMA Y EL DESARROLLO DEL CONOCIMIENTO DE SI MISMO

  • Tomar conciencia de sus comportamientos ante los demás (puntos ciegos).
  • Definir y desarrollar la propia imagen.
  • Reconocer sus puntos débiles, aceptarlos e integrarlos en sus comportamientos cotidianos.
  • Desarrollar la confianza en sí mismo reconociendo profundamente sus cualidades y éxitos.
  • La automotivación
  • Plan personal para mejorar su autoestima.

HERRAMIENTA 4: EL CONTROL EMOCIONAL

  • Practicar técnicas simples de relajación física y mental.
  • Identificar y gestionar su estrés y reconducir su energía.
  • Programarse para el éxito a través de la visualización.
  • Encontrar soluciones originales y realistas para solucionar problemas.
  • Reconocer y gestionar los sentimientos ineficaces.
  • Desarrollar el papel de los sentimientos: actuar positivamente.
  • Tomar conciencia de los sentimientos de los demás según su punto de vista.
  • Gestionar las diferencias con los otros.
  • Superar antipatías y experiencias de fracaso.